h1

Hablando se entiende la gente

abril 27, 2009

La libertad de expresión es un derecho que nos parece incuestionable, y que, sin embargo, constituye uno de los máximos logros del sistema actual. Además, vivimos en una realidad en la que la gente experimenta cada vez con más frecuencia la necesidad de hablar y que le escuchen, de aparecer en algún medio, de salir del anonimato, de dejarse ver, de opinar.

En este sentido, Internet ha emergido en los últimos años como una herramienta única para “ponerse en contacto con el mundo”. Entre los múltiples usos de un medio que ha cambiado por completo el panorama de la comunicación, nos encontramos con el llamado periodismo ciudadano, que ha dado mucho de qué hablar, valga la redundancia, y que no se ha privado de generar polémica.

En un principio, el periodismo ciudadano debe sus inicios al uso cada vez más generalizado de los blogs en Internet, lo cual ha supuesto una auténtica revolución, ofreciendo la posibilidad de escribir y expresarse libremente, y asimismo, de difundir nuestros propios contenidos a cualquier usuario a través de Internet. Sin embargo, algo que no debería haber sido interpretado más que como un positivo avance, se ha convertido en motivo de disputas y temores.

 Una noticia publicada en marzo de 2003 en El País así lo expresaba, a propósito de la celebración del VII Congreso de Periodismo Digital: ¿Son los blogs periodismo? ¿Acabarán con los medios tradicionales? La primera tarde del VII Congreso de Periodismo de Huesca ha comenzado con un acalorado debate entre los periodistas José Cervera y Javier Monjas, en el que los asistentes al encuentro han participado a través de mensajería instantánea. Monjas  ha comenzado afirmando que el periodismo ciudadano no existe, a lo que Cervera respondía diciendo que está ahí, que los medios le temen y que es más democrático y eficiente”.

 En realidad no se trata de temer a nada, y menos a lo que libremente puedan expresar los usuarios. A pesar de que es cierto que los medios, gracias a Internet, han proliferado de forma cuantitativa en los últimos años, no tendría por qué establecerse esta competencia entre los medios periodísticos realizados por profesionales, y los medios que se basen en la participación más democrática. Así opinaba Vanessa Jiménez, directora de lainformación.com, en una entrevista realizada por un “periodista” de Periodismociudadano.com:

 Además, como se conoce comúnmente, hablando se entiende la gente, así que no tendríamos por qué sentirnos amenazados ante la idea de que se fomente que la gente se ponga a contar historias. Unos lo harán mejor y otros peor, pero, al margen de discusiones en cuanto al término, el periodista tradicional y profesional no tiene por qué sentirse amenazado ante esta situación, puesto es seguro que su labor seguirá siendo requerida y reconocida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: